Noticias

DIRECTVSports

Los Rays vencieron a los Dodgers e igualaron la Serie Mundial en un final increíble

Los Rays vencieron a los Dodgers e igualaron la Serie Mundial en un final increíble
Parecía que lo tenían los angelinos pero Tampa, en una última jugada difícil de explicar, anotó dos carreras y se quedó con la victoria por 8-7.

El baseball es un deporte espectacular, qué duda cabe. Y si alguien no lo cree pues que mire el final del Juego 4 de la Serie Mundial de la MLB. Tampa Bay se quedó con una victoria impresionante en una última jugada que tuvo de todo, un bateador que se estrenaba, errores en la defensa y el cubano Arozarena que se revolcó sobre el plato para sellar el triunfo de los Rays sobre los Dodgers.

La noche del sábado comenzó como una repetición de la del viernes. Justin Turner conectó un jonrón solitario en la primera entrada para adelantar a los Dodgers, que imponían condiciones desde el inicio. En la tercera, Corey Seager conectó otro cuadrangular para poner las cosas 2-0. En la cuarta entrada respondieron los Rays por medio de su mejor bateador en esta postemporada: Randy Arozarena la volvió a sacar del estadio con su noveno jonrón de los Playoffs 2020, un récord para el cubano.

La ofensiva de los angelinos puso una rayita más en su cuenta pero en la baja de la quinta Hunter Renfroe volvió a dejar la diferencia en la mínima con un bambinazo solitario que mandó la pelota a las gradas. Sin embargo, en la sexta los Dodgers volvieron a anotar con un doblete remolcador del puertorriqueño Quique Hernández para dejar las cosas 4-2.

Hasta que apareció Brandon Lowe. En la baja de la sexta, con hombres en primera y segunda, el segunda base de Tampa la sacó del estadio ante un picheo del dominicano Pedro Báez con un jonrón impresionante para dar vuelta el marcador y poner a los Rays arriba 5-4. Claro que el poderío ofensivo de los Dodgers es difícil de frenar, y el que sacó la cara en la séptima entrada fue Joc Pederson, quien conectó un single remolcador de dos carreras para que los californianos volvieran a ponerse en ventaja por 6-5.

¿Festeja Los Angeles? No tan rápido: Kevin Kiermaier la mandó rápido a las tribunas ante Báez y estampó el 6-6... Que duró apenas unos minutos ya que Corey Seager puso al frente a los de Dave Roberts con un single remolcador (Taylor). La octava pasó sin mayores emociones hasta que llegó la baja de la novena. En un final pocas veces visto, los Rays se aprovecharon de los errores de los Dodgers y se quedaron con el juego, pero vamos por partes.

Con el cerrador Jansen en el plato, Kiermaier conectó un hit que lo puso en primera. Luego vino el turno de Arozarena, quien hizo lo propio. Con dos hombres en las bases y dos outs, el turno de bateo le correspondía a Brett Phillips, quien debutaba en la Serie Mundial. Y vaya debut tuvo... Dos strikes dudosos habían puesto la cuenta 1-2 y Phillips, entre la espada y la pared, conectó un hit que se internó en el campo central y el outfielder de los Dodgers no pudo capturar de una, el segundo error fue del catcher, quien recibió y luego dejó escapar la pelota para que Arozarena, que se había tropezado yendo al plato, pudiera marcar la carrera de la victoria para los Rays.

Fue triunfo finalmente de Tampa por 8-7 en un juego memorable que quedará en la historia por ese final desenfrenado. Ahora la Serie Mundial está igualada 2-2 y seguirá este domingo.

Foto: Getty Images